miércoles, 13 de octubre de 2010

¡Que hay de lo nuestro?

Hoy la Sra. Rosa Díez, (que bien podría haber sido para mi alternativa ya que está a caballo entre el burro y el pollino) disfrutó de una excelente oportunidad para arreglar su metedura de pata para con nosotros los Gallegos (en el sentido que quiera de la palabra) y no lo hizo, en su lugar puso en duda la profesionalidad de la Sra. Julia Otero...

Una de las dos la ha cagado.

Por cierto, pon Rosa Díez en Google y dale a buscar imágenes ya verás lo que pasa, a mi me aparece la página con sus imágenes durante un segundo y luego se queda en blanco (También me pasa con Yahoo).... eso no está bien, no, no, no.

Por cierto, felicitar a los Chilenos por ... el rescate.

Hace un año:
Hace dos:

23 comentarios:

  1. Una que dice que quiere hacerse un hueco entre el de la ceja y el de las barbas pero que no quiere bajarse de la burra.

    ResponderEliminar
  2. Hola Logio, pues yo veo bien las imágenes.
    ¿Que le ha pasado con Julia Otero?

    Un abrazo
    el lio de Abi

    ResponderEliminar
  3. Me alegro de que me hagas esa pregunta, ja, ja.:

    En el programa de hoy le preguntó Julia por lo nuestro, esto es, por el comentario desafortunado en el que ofendió en su día a creo que todos los gallegos, los de su derecha y los de su izquierda por igual.

    Supongo que al igual que yo mas de uno pensaría que después del tiempo pasado y la repercusión de sus palabra y el nuevo encuentro entre entrevistadora e entrevistada sería un buen momento para pedir disculpas, pero no, habló como suelen hablar los políticos, diciendo que era una campaña orquestada que no interpretamos bien, que esto que aquello, al lo que Julia dijo que la Sra Díez había dicho algo que la tal Sra. Díez dijo no haber dicho, así que mal por la Sra Otero si puso en boca de la Sra. política cosas que la señora política no dejó salir por ella (entrevista mal preparada) por lo que sería una falta de profesionalida, como la Sra. diputada insinuó o muy mal por la señora diputada si es cierto que de su boca salieron las palabra que la Sra. periodista dijo que habían salido, ya que en tal caso habría mentido la señora de Díez.

    De ahí (si a estas alturas no te has perdido) lo de que una de las dos está tocada.

    ResponderEliminar
  4. Tu blog está excelente, me encantaría enlazarte en mis sitios webs. Por mi parte te pediría un enlace hacia mis web y asi beneficiar ambos con mas visitas.

    me respondes munekitacat@hotmail.com

    besos

    Catherine

    ResponderEliminar
  5. Gracias Delirios de Muñekita pero yo y mis lectores estamos un tanto creciditos para la temática de tus blogs.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Me gusta eso de estar a caballo entre un burro y un pollino. Raza especial la de político/a.
    Lo de tus lectores creciditos es, al menos, discutible (yo aún tengo delirios de muñekito)

    ResponderEliminar
  7. No es por ir de profeta, pero a mi esta señora no me ofreció nunca confianza.
    Y cuanto más sube, menos.

    ResponderEliminar
  8. Me refiero a Rosa, a J.O le perdí la pista hace tiempo

    ResponderEliminar
  9. Usted disimule Kikelín, no quise ofender, ja, ja. es que no supe como decirle a Muñekita que comentar no es solo escribir un comentario.

    Y en cuanto a la señora Díaz, Xibelius, yo al principio pensé que podría ocupar la plaza libre que hay en el centro pero cada vez que habla...

    ResponderEliminar
  10. Logio, perdona que me cuele por aquí pero lo de Julia Otero y Rosa Diez y su “gallego en el sentido más peyorativo” me parece que ya roza la paranoia por parte de la periodista. Yo escuché la entrevista de Rosa Diez y sinceramente me pareció algo de lo mas inofensivo e incluso tonto, por lo que romperse las vestiduras por semejante nimiedad no dice mucho de la inteligencia de Julia ni de aquellos que se sienten ofendidos demostrando con ello escaso sentido del humor, lo que no es tampoco propio de la idiosincrasia gallega, a mi parecer, más inteligente que lo que da entender Otero con su extraño enfado. No se trata de defender a Rosa a la que no conozco personalmente aunque me consta que es una mujer valiente de intachable honestidad y encuentro muy injusto ese juicio sumarísimo a la que ha sido sometida. Julia, a la que suelo escuchar, es muy dada a verter opiniones en ocasiones muy injustas porque habla de oídas o movida por filias y fobias personales. Se ve que Julia le tenía ganas y por eso se ha tirado a la yugular de la vasca porque la cosa no da para más. Cuando el ya fallecido Pepe Rubianes insultó a España llamándola la puta España y otras lindezas también contra los españoles sin embargo estuvo justificando a su amigo porque decía que tales insultos estaban sacados fuera del contexto. Yo creo que debería ella haber perdido perdón a Rosa por todo el daño que la ha hecho condenándola de aquella manera: solo le faltaba quemarla en una hoguera pública. Un saludo de MªJosé.

    ResponderEliminar
  11. VAYA CON LOGIO QUE ME HA CENSURADO EL COMENTARIO. LO DE GALLEGO EN SENTIDO PEYORATIVO VA A SER LO DE GALLEGO EN SENTIDO LITERAL. MAS SENTIDO DEL HUMOR, SEÑOR. PENA DE PAIS.

    ResponderEliminar
  12. ¿Censurado comentario?... Nooooooooo.
    No he censurado ninguno, solo he dado mi opinión sobre el de Muñekita y el motivo está muy bien explicado en el blog del mosquitero (sigue el enlace en el comentario número 10)

    ResponderEliminar
  13. Ahora que me fijo en el correo, efectivamente falta un comenterio que me llegó por ese medio pero que no consta aquí, es el comentario anónimo que sigue:

    "Logio, perdona que me cuele por aquí pero lo de Julia Otero y Rosa Diez y su “gallego en el sentido más peyorativo” me parece que ya roza la paranoia por parte de la periodista. Yo escuché la entrevista de Rosa Diez y sinceramente me pareció algo de lo mas inofensivo e incluso tonto, por lo que romperse las vestiduras por semejante nimiedad no dice mucho de la inteligencia de Julia ni de aquellos que se sienten ofendidos demostrando con ello escaso sentido del humor, lo que no es tampoco propio de la idiosincrasia gallega, a mi parecer, más inteligente que lo que da entender Otero con su extraño enfado. No se trata de defender a Rosa a la que no conozco personalmente aunque me consta que es una mujer valiente de intachable honestidad y encuentro muy injusto ese juicio sumarísimo a la que ha sido sometida. Julia, a la que suelo escuchar, es muy dada a verter opiniones en ocasiones muy injustas porque habla de oídas o movida por filias y fobias personales. Se ve que Julia le tenía ganas y por eso se ha tirado a la yugular de la vasca porque la cosa no da para más. Cuando el ya fallecido Pepe Rubianes insultó a España llamándola la puta España y otras lindezas también contra los españoles sin embargo estuvo justificando a su amigo porque decía que tales insultos estaban sacados fuera del contexto. Yo creo que debería ella haber perdido perdón a Rosa por todo el daño que la ha hecho condenándola de aquella manera: solo le faltaba quemarla en una hoguera pública. Un saludo de MªJosé."

    ResponderEliminar
  14. Por cierto, escribir en mayúsculas en Internet equivale a gritar así que no se debe hacer, por otro lado el sentido del humor va en proporción a la gracia del hecho en cuestión, si no tiene ni puta gracia por mucho sentido del humor que uno tenga no se la encuentra... pena país, ahí de acuerdo.

    ResponderEliminar
  15. Me satisface ver publicado de nuevo mi comentario en este blog. Está claro que hubo algún tipo de problema técnico (o la jugarreta de alguna meiga)y de ahi el mal entendido. Entonces retiro lo de la censura, Logio. Un saludiño.
    Mª José.

    ResponderEliminar
  16. Gracias Mª José por volver a las minúsculas y por retirar lo de la censura, es la primera vez que me ocurre que me llegue un comentario al correo y no aparezca en el blog, como bien dices, cosa de meigas. Lo de gallego en sentido literal lo dejamos pues no he entendido el sentido de tus palabras. Recojo lo de mas sentido del humor que nunca está de más, ja, ja.
    Buen fin de semana.

    ResponderEliminar
  17. Yo creo que Julia peca de extremismo feminista e izquierdista. Sólo hay que ver la vehemencia con la que trata al señor Arcadi.

    ResponderEliminar
  18. Es que el sr Arcadi..... es muy difícil de tratar.

    ResponderEliminar
  19. Mira aquíTony y entenderás porque digo difícil.... mas bien diría insoportable.

    ResponderEliminar
  20. Logio, unas últimas anotaciones. Lo de “gallego en sentido literal” no te preocupes porque es una ironía que me he permitido a propósito del “gallego en sentido peyorativo” pero que no quiere decir absolutamente nada pues es una frase inventada. Una tontería sin importancia. Igual que lo de Rosa Diez cuando dijo que el Presidente del gobierno era un gallego en el sentido más peyorativo del término. Cualquiera pudo entender que la acepción fue aplicada como sinónimo de ambigüedad y astucia prudente, del gallego que no responde claramente a las preguntas, que no se sabe si sube o si baja, que emplea ironías y no dice las cosas claras. Así lo entendí yo. Retranca a lo gallega. Por supuesto que no todos los gallegos responden a este perfil. Es evidente que la frase de la vasca se ha interpretado torticeramente y se ha sobredimensionado el asunto a niveles absurdos. A la señora Diez se la ha puesto en la picota por intereses no siempre confesables. El ensañamiento de Julia Otero contra la diputada me parece además de injusto bastante hipócrita; estoy convencida que si tales palabras hubiesen sido dichas por el que fuera su amigo Pepe Rubianes no solo no hubiese montado esta especie de auto de fe sino que incluso le habría justificado. Que nadie se engañe.
    A una andaluza como yo esta polémica la sorprende sobremanera (¡anda que no tenemos los andaluces que soportar todo tipo de topicazos, prejuicios y caricaturas de la “eterna Andalucía”!). En realidad, en mi caso cuando pienso en Galicia siempre pienso en sus impresionantes paisajes, en su espectacular Naturaleza, en sus evocadores pueblos, su interesante historia céltica, en su patrimonio artístico-cultural, en su rica gastronomía y en su extraordinario elenco de escritores (como Ramón Mª del Valle- Inclán, Torrente Ballester, Cela, Álvaro Cunqueiro, Emilia Pardo Bazán o Wenceslao Fernández Flórez con su Galicia rural y mágica), poetas (como la inconmensurable Rosalía de Castro, una de las mejores poetisas españolas o Eduardo Pondal) e intelectuales (como Fray Benito Jerónimo Feijoo y Ramón Menéndez-Pidal) entre otros, y que tan estupendos ratos de lecturas me han dado. Creo que el peor enemigo del gallego es el propio gallego que es capaz de rasgarse las vestiduras y ofenderse por semejantes naderías. Cordialmente,
    MªJosé.

    ResponderEliminar
  21. Pues yo no vi ensañamiento alguno en la entrevista, mas bien pienso que Julia Otero está mas cerca de Rosa Díez que de Mariano Rajoy, en la primera entrevista incluso noté complicidad entre las dos como si la Sra Otero viera realmente en la Sra Díaz una alternativa a los dos señores que se disputan el poder.

    En esta segunda entrevista parece que todo fue paja hasta la pregunta ¿que hay de lo nuestro? que parece que todos estábamos esperando.

    El que siga mi blg sabe que desde un principio me peleé con los tópicos, no se como lo llevaís por el sur, supongo que mal pero se lo que duerle por aquí por mi rincón... al menos se que esto ha dolido, sin necesidad de que nadie lo manipule como insinúa la Sra Díez.

    ResponderEliminar
  22. Hombre, complicidad tampoco. Digamos mas bien que la entrevista estaba ya pactada con anterioridad y Rosa Diez fue especialmente elegante aceptando que la entrevistara una periodista después que despotricara contra ella. Yo suelo escuchar Onda cero y Julia no ha sido precisamente muy de Rosa Diez y mucho menos del PP. Algo que no es bueno ni malo, pero tampoco es aconsejable que a un comunicador se le noten demasiado las filias y las fobias. Un artículo de Alfonso Ussía publicado en el diario ABC el 6 de agosto de 1999 titulado Lío en la radio decia: “Julia Otero no es un dogma, por mucho que guste del dogmatismo. Tampoco lo son los grandes indiscutibles, como Luis del Olmo, Iñaki Gabilondo o Carlos Herrera. Por otra parte, no se puede decir que Julia Otero haya sido un modelo de equilibrio ideológico. A Julia le gusta -y yo la aplaudo por ello- formar parte de una trinchera política. Lo ha reconocido muchas veces y se le han escapado pedorretas inaceptables. Así es la radio, inmediata y traicionera. «Me pregunto cómo una persona tan inteligente como usted puede pertenecer al Partido Popular», le soltó una tarde de reflejos atrofiados a un político del partido más votado de España”(Alfonso Ussía dixit).

    A mí los tópicos sobre los andaluces no me molestan por la sencilla razón de yo no me siento aludida ni identificada con ellos. Los que me conocen me respetan porque yo me doy a valer, eso es lo principal. Además los andaluces pasamos, por lo general, de tales topicazos, esa es la verdad. Ahora bien, que hablen mal de los españoles en general, sobre todo, sus enemigos (digamos, los independentistas, separatistas o nacionalistas) esos si que me sacan de mis casillas, por la mala fe e ignorancia de las que siempre hacen gala. Pero esto ya es otro tema.
    MªJosé.

    ResponderEliminar

Gracias por estar ahí.

Otros blogs afines que han actualizado recientemente:

Esta obra está bajo una
Creative Commons License
licencia de Creative Commons
.